La segunda temporada de ProjectMC2 ve la luz en Netflix y aprovecho para comentar aquí que no soporto las series de adolescentes pijos repeinados y pijas ultramaquilladas y con tacones de 15 centímetros.
Las adolescentes normales no son habitualmente así, nuestras hijas no suelen salir tan maquilladas a la calle con 12 o 13 años, tampoco usan esos tacones ni esas minifaldas, sobre todo porque no les resultan cómodas, y en muchos casos a esa edad ni siquiera tienen aún interés en los chicos.

En casa casi está prohibido ver las series argentinas porque todas sexualizan en exceso a las adolescentes y parece que la nueva onda en Disney y Netflix va por el mismo camino.

serie

Tras salvar el mundo de Black Star, el famoso escuadrón de espionaje NOV8 (“Innovate”) encarga a su agente secreto McKeyla McAlister, una misión más difícil todavía: mezclarse y hacerse pasar por una estudiante de secundaria promedio. No será fácil para McKeyla desactivar su modo espía, especialmente desde que el genio criminal, Carson Lazarus, ha llegado a la ciudad. Las amigas de McKeyla Adrienne, Bryden y Camryn están dispuestos a ayudar, pero su tarea se verá comprometida cuando todas las redes sociales y dispositivos tecnológicos son hackeados por el súper hacker Retro. Retro trae así el caos a Maywood Glen y las chicas deben resolver acertijos y seguir las pistas para descifrar quién es Retro y por qué está atacando Maywood Glen, antes de que acabe con la ciudad.

Si la veis contadme a ver qué os parece, en IMDB le ponen un 6,2 pero no me fío.
project-mc2